Workaway, cómo viajar siendo voluntario

Workaway es una plataforma en la que anfitrión y voluntarios intercambian alojamiento y comida por horas de trabajo. Un estilo de viaje, una opción más para lanzarte a vivir tu propia aventura.

Cuando comenzaba nuestro viaje al Sudeste Asiático barajamos todas las opciones que nos ofrecía Internet para viajar por menos y poder conocer más destinos con menos guita. Nuestra idea era descubrir la gigante Asia, tener un contacto real con gente local, vivir con ellos su día a día y así fue como conocimos Workaway.

¿Qué es Workaway?

Workaway.info pone en contacto a personas de cualquier parte del mundo con todo aquel voluntario que quiera ayudarles a cambio de alojamiento (y en muchos casos, comida). Para poder contactar con los anfitriones, deberás registrarte y pagar una tasa anual. Una vez hecho este trámite, podrás solicitar todos los voluntariados que te interesen.

Por ejemplo, en nuestro primer workaway fuimos a una granja en Tailandia. La familia necesitaba ayuda en sus tareas, mantenimiento y con las ovejas. Estuvimos dos semanas trabajando codo a codo con ellos y el resto de voluntarios a cambio de alojamiento y comida.

¿Cuáles serán las condiciones laborales?

Lo más habitual varía entre 4-6 horas diarias, 5 días a la semana, pero dependerá de lo que hables con el anfitrión del Workaway. Por ejemplo, pueden proponerte 3 horas de trabajo por la mañana y otras 3 horas por la tarde. Lee bien las condiciones y concreta cómo será tu día a día para evitar sorpresas.

Por otra parte, asegúrate de qué comidas incluirán. Puedes encontrar desde lugares en los que te dan todas las comidas gratuitamente, voluntariados con una única comida gratis al día, ninguna comida pero con derecho a cocina hasta acceder a todo esto, pero pagando una contribución por ello.

Respecto a tiempos, Workaway no pauta estancias mínimas ni máximas como voluntario. Sin embargo, al igual que ocurre con las comidas, te aconsejamos que leas bien y preguntes al anfitrión si tiene un tiempo mínimo requerido, ya que algunos sólo acogen a personas para largas temporadas.

¿Por qué tendría que registrarme en Workaway?

Por, al menos, 3 factores muy interesantes:

  • El intercambio cultural: Conocerás bien el país, gente, costumbres, comidas y lo que quieras gracias al contacto diario con las personas que te acogen.
  • La ayuda: Apoyar y ayudar en todo lo posible, favorecer la situación de una familia o trabajar con ellos en su proyecto te hará sentir genial contigo mismo.
  • El coste del viaje: Por otra parte, si estás realizando un viaje largo, “este alojamiento con comida” seguramente hará que gastes menos que pagando albergues y comidas como si fuera un viaje más convencional.

Pero, eso no es todo. Seguro que entre la infinidad de anuncios que verás en Workaway hay más de una experiencia que te gustaría probar. Nosotros nos decantamos por la granja, pero existen opciones como enseñar tu idioma a un local, ser recepcionista en un albergue, cuidar de niños, ecoproyectos, asistir en clases de yoga, ¡cualquier cosa que imagines!

Todo esto sumado a que en función de donde vayas, seguramente aprendas o practiques un idioma.

¿Cómo me registro como voluntario en Workaway?

En primer lugar, verás que la web aparece en inglés. ¡Ni te preocupes! Incluso no sabiendo nada, puedes registrarte siguiendo estos sencillos pasos. Si en algún momento no entiendes nada, tira de Google Translate.

Si te fijas arriba a la derecha, hemos marcado dentro de Register la opción Sign up Workawayers. Si quieres registrarte para ser voluntario, pincha ahí. Te llevará a esta página:

Método de pago workaway

Como dijimos anteriormente, para registrarte en esta plataforma tendrás que pagar una tasa anual. Se puede pagar mediante Paypal o tarjeta de crédito y pagarla es obligatorio para contactar con los anfitriones.

  • Si te registras individualmente, te corresponde pagar 29 USD/dólares estadounidenses (aproximadamente 27 €). Una curiosidad: si eres un padre/madre que quiere viajar con un niño de menos de 16 años, puedes registrarte en una cuenta individual.
  • Y si por el contrario, el viaje será realizado en pareja, la tasa a pagar es de 38 USD (35 €) por los dos.

Y ha llegado la hora del Registro FormalComo en otras plataformas, es necesario tener un nombre de usuario o apodo y elegir una contraseña.

¡Ojo! Si no queréis tener que cambiarlo después, poned vuestro nombre en First Name y vuestro apellido/s en Surname. En nuestro caso y siendo dos, pusimos Jaime&Tania.

A continuación especifica detalles sobre tu país de residencia habitual, email y cumpleaños.

Y la última cosilla, cómo conociste su web, si estás disponible ya para ser voluntario/a inmediatamente y si estás de acuerdo con los famosos términos y condiciones.

Marca si estás disponible para ser voluntario inmediatamente y el inusual términos y condiciones 😛

Si ya lo tienes todo, termina dando a Register et voilà! Hasta aquí tienes hecha la parte más aburrida.

A partir de ahora, sólo deberás rellenar tu/vuestro perfil, incluir una foto y contar algo interesante sobre ti/vosotros. Céntrate en detallar sobre habilidades, en qué puedes ayudar, trabajos que hayas tenido anteriormente, idiomas, qué se te da bien, todo lo que creas que pueda servir al anfitrión.

¿Cómo busco anfitriones de Workaway?

Ve a la parte superior de la web y entra en Host list. En la lista de anfitriones podrás seleccionar por área y país. Y además, en la búsqueda puedes escribir lo que quieras: un pueblo concreto, un idioma, una tarea específica que quieras realizar, ¡lo que se te ocurra!

Un truquillo para filtrar aún más tu búsqueda: Si te fijas, hay un cuadrado con Más opciones de búsqueda. Pinchando en él, podrás marcar la cantidad de voluntarios que podéis estar en el mismo Workaway, la cantidad de evaluaciones que ha recibido el anfitrión de otros voluntarios, si necesitas tener internet, si quieres que sean fumadores, tengan mascotas…y un sinfín de cosas. Cuanto más acotes aquí tu búsqueda, lógicamente menos resultados te saldrán.

Y ahora ya sí, dentro de todos los resultados que te muestra, escoge los que te interesen y fíjate en unos detalles.
Para ello, te mostramos el anuncio de nuestro primer Workaway.

En él se puede ver cuándo fue la última vez que entró en la web, si contesta los mensajes, los comentarios de los workawayers que pasaron por allí, sus fotografías…y lo más importante, su calendario. Como ves, en Abril hay luz verde, por lo que necesitan voluntarios. Escribe a aquel que te guste y muestre verde o amarillo (pueden necesitar voluntarios) preguntando por tu fecha o pidiendo alojarte allí.

¿Qué incluye Workaway y qué no?

Workaway fomenta un intercambio cultural y “laboral” entre las dos partes. Teóricamente, el anfitrión debe dar comida y alojamiento al voluntario, a cambio de que el voluntario trabaje unas horas correspondientes.

Sin embargo, algunos anfitriones piden una pequeña contribución por la comida o limpieza, mientras otros te pueden pagar como si de un trabajo se tratara. Valora qué te ofrecen, si te gustan las condiciones y ponlo en una balanza antes de aceptar.

Workaway no te hará conseguir un visado para entrar en el país. La plataforma no paga ni vuelos, ni seguro médico ni nada. Tendrás que hacerte cargo de tu visado y hacerte responsable de la contratación o no del seguro médico.

Consejos sobre Workaway:

  • Si quieres ver qué tipos de Workaway puedes encontrar, puedes hacerlo gratuitamente sin necesidad de registrarte. Investiga la zona a la que quieras viajar y si te interesa Workaway o quizás otras como Woofing o Helpx. Cada una de estas webs ofrece distintos tipos de voluntariados.
  • Regístrate como pareja si vas a viajar con otra persona. Incluso si uno de los dos realizará más Workaways que el otro, compensa pagar la cuota de pareja antes que dos cuotas individuales. Siempre puedes especificar al anfitrión que en este momento no está la segunda persona, pero al ser una tasa anual, ahorraréis haciéndolo así.
  • No tengas miedo de abandonar el Workaway si no es lo que creías que sería. Puede no gustarte el trato, el trabajo, no haber entendido algo…¡lo que sea! No tienes que hacer nada que no te guste.
  • Pero también, piensa en el anfitrión y en lo tirado que lo dejas si te vas sin avisarle o darle tiempo de acción.
  • Lee todos los comentarios que tengan y siéntete libre de preguntar cualquier detalle, por tonto que parezca.
  • Consigue un buen seguro médico. Si estás trabajando y tienes una caída o accidente, tus anfitriones no estarán obligados a ayudarte.
  • Si te interesan los Workaways de varios meses de duración, también los puedes encontrar. ¡Busca bien!

Y por último, no olvides reservar tu vuelo y lanzarte a la aventura. Sólo así comprobarás la bonita experiencia que te está esperando. ¡Para cualquier duda, aquí estamos!

Cuéntanos, ¿ya has tenido tu primera experiencia Workaway? ¿Qué te ha parecido?

8 comentarios en “Workaway, cómo viajar siendo voluntario

  • Hola, viajo en noviembre de este año a Koh Tao Tailandia para realizar un workaway de 3 meses de duración. Me gustaria saber si el país en sí observa la opción o legaliza la opción de workaway y si es así, si puedo pedirle al anfitrión que me acogerá si puede hacerme una carta de invitación. Todo esto para gestionar mi visado de 90 días que creo que es posible. Os agradezco la info!

    • ¡Hola Fiona!

      Sinceramente, yo lo hablé durante nuestros workaways con otras personas y creo que no se contempla esa opción de la carta de invitación. Es un tema controvertido, porque no son considerados como voluntariados oficiales y por tanto se entra con visado de turista. Mi recomendación es que pruebes a preguntar a tu hospedador, a ver si él/ella sabe más.
      ¡Un saludo y a disfrutar de Koh Tao!

    • ¡Hola Virginia!

      Mi recomendación es que le escribas un mensaje privado al anfitrión/a directamente y preguntes todo lo que te interese saber. Nosotros solíamos hablar bastante con los anfitriones antes de ir para asegurarnos de que lo que pensábamos era lo que imaginábamos/esperábamos. Espero haber resuelto tu duda, ¡un saludote!

  • Hola chicos! Me ha encantado el post!!! Necesito un consejo vuestro… las solicitudes de Workaway es mejor mandarlas una vez se está en el país en el que se quiere realizar??? Por ejemplo, cuando estuvisteis en Kualalumpur 1 mes de voluntarios. Lo buscasteis antes de llegar a Kualalumpur o una vez llegasteis a la ciudad????
    Deciros que me encanta vuestro blog y que me sirve de mucha ayuda.

    Un Abrazo

    Sara

    • ¡Hola Sara!

      Muchas gracias por escribirnos 😉

      A ver, en nuestro caso particular escribimos al hostal de Kuala Lumpur con poquita antelación puesto que ya estábamos viajando y te sale todo como muy improvisado. Sin embargo, sabemos por los que fueron llegando después que se pusieron (en este caso) más especialitos en cuanto mucha gente empezó a solitar hacer el workaway allí.

      Por otra parte, ¡hay de todo en la viña del señor! 😀 Algunos te contestan el mismo día, otros tardan un mes…así que yo te recomendaría que escribas donde quieras ir nada más verlo y si la idea no es realizar el voluntariado acto seguido, les especifiques en tu mensaje cuándo te gustaría hacerlo. Así les das tiempo a que lo lean, te contesten y te esperen con los brazos bien abiertos.

      ¡Que te vaya genial en la aventura! 😉

  • ¡Enhorabuena por un artículo tan completo sobre Workaway, pareja!
    Sin duda, si un quiere extender su viaje sin tener que rascarse el bolsillo, esta es una opción muy buena que cada vez tiene más adeptos.
    Además como hay tantos tipos de actividades distintas a realizar, cada persona puede elegir la que mejor se adapte a sus gustos, no hay más que echar un ojo a todas las ofertas existentes.
    Yo lo veo muy bien sobre todo para viajar a países con un nivel de vida caro, en el que viajar sin trabajar puede resultar un problema si se pretende pasar un tiempo más o menos largo: Australia, Nueva Zelanda, Costa Rica…

    Gracias de nuevo por el esfuerzo de hacernos llegar información tan útil. ¡Mucho ánimo!

    Luis

    • ¡Gracias por tus ánimos, Luis!

      La verdad es que nosotros quedamos tan encantados con la experiencia en la granja, que nos gustaría realizar Workaways en cualquier lugar del mundo. Son unas horillas al día y se aprende taaanto. A ver si en tu próximo viaje te animas a hacerlo y nos cuentas tus anécdotas. Un abrazote.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shares