¡Abandona ese miedo a viajar!

Dos meses han pasado ya desde que dejamos Madrid con nuestras mochilas cargadas de cacharros, ideas, ilusiones, pero también, de miedos. Dejábamos familia, amigos y trabajos para llegar a Tailandia con no más que dos billetes de ida, ningún rumbo predefinido, vagas ideas sobre el itinerario que llevaríamos y un presupuesto bastante cortito. ¿Cómo podríamos no sentir miedo?

Miedo a viajar

Viajar por un gran tiempo es una gran aventura, una locura con la que muchos soñamos, pero que conlleva tomar una decisión importante. Una de esas que acojonan. Sabemos que no es fácil salir de la zona de confort, que no siempre es un buen momento, que es duro enfrentarse a las opiniones de familia y allegados, pero también sabemos que cuando algo se desea, se consigue.

¡Sólo atrévete a soñar!

Consigue lanzarte tú también

Vivir cada año en un país nuevo era la propuesta que me hacía de niña mientras miraba el mapa de la enciclopedia. O comprar una caravana y recorrer el mundo con mi «casa a cuestas». Buscar el mejor modo para explorar el mundo quizás no fuera mi mejor cualidad entonces, pero tenía ese sueño ¡y tenía que conseguirlo! 

Hoy, sin embargo, tenemos al alcance muchos recursos y opciones. Internet es el nuevo mundo. Tú sólo tienes que desear un viaje, proponerte una fecha límite y empezar a planificarlo.

¡Descarga nuestro ebook y podrás ver los pasos que seguimos antes de nuestro gran viaje!

Cuáles fueron nuestros mayores miedos

Las inseguridades siempre han sabido encontrar un lugar en nuestras mentes para acomodarse y desde el que acecharnos, y no iba a ser menos en una aventura tan grande como ésta. Antes de dar los pasos finales nos preguntábamos qué pasaría antes, durante y después del viaje. Si tendríamos suficiente dinero, si nos pelearíamos mucho viajando 24 horas juntos, qué pasaría con nuestro futuro laboral o incluso si nos sentiríamos bien estando lejos de casa. Tuvimos todo tipo de incertidumbres porque desconoces lo que te viene encima. Y, por supuesto, ante lo desconocido, inevitablemente aparece el miedo.

Pero…¿No te asusta más ver cómo pasan los días sin hacer lo que realmente quieres? ¿No te da miedo no cumplir tus sueños?

Hoy escribimos disfrutando de ese futuro incierto, de ese no saber dónde dormirás, qué comerás o a quién conocerás, y por eso estamos aquí. Para que veáis que el miedo estará contigo siempre, pero que no debes permitirle frenarte. ¡Ninguno de tus miedos son algo nuevo! Y si no nos crees, echa un ojo a otras experiencias viajeras:

  • Jota y Dani: Esta pareja dejó Argentina con sus 19 y 21 añitos para ir a Nueva Zelanda con una working holiday visa. Antes de que acabara su visado, decidieron alargar su viaje y ¡así se pasaron siete años viajando! Puedes ver cómo hicieron posible viajar sin dinero en su blog Marcando el polo.
  • Claudia Rodríguez: Después de vivir y trabajar en la agotadora Madrid, decidió dejar la vida que había llevado y lanzarse a su aventura por Asia sin tiempo de estancia ni ruta predefinida. Desde 2014 cuenta sus andaduras en Solo ida.
  • Ángel Alegre: Contratado como joven informático por Microsoft, en EEUU. ¡Debería ser mínimo el trabajo de sus sueños! Sin embargo, Angel lo rechazó y se puso a viajar. Si quieres conocer más de su historia, puedes leerla en Vivir al máximo.
  • Eli Zubiria: A sus 33 años se decidió a realizar un viaje largo en solitario a Australia. Convencida de que se puede viajar sola, empezó su andadura en Vida de viajera para ayudar a todas las mujeres con miedo a viajar solas. Encuentra dentro sus consejos e información para tu viaje.
  • Gosi y Adri: Esta pareja se lanzó a dar la vuelta al mundo con su hija Daniela, de apenas un añito y medio. ¡Viajar con niños también es posible, no lo conviertas en otra excusa! Puedes ver sus aventuras en Molaviajar.
  • María y Rafael: Pasados los 40, no se establecen de forma permanente más de tres años en un mismo lugar. Podéis seguirles en su blog Vivimos de viaje. Y a dejar atrás la excusa de tener una edad para viajar.

…y ¿cómo los combatimos?

Persiguiendo el sueño, enfrentándote al miedo.

Hazte amigo de esas desconfianzas, llévalas contigo al viaje. Y sobre todo no te sientas mal contigo mismo por sentir miedo. Verás que es normal sentirlo, tener prejuicios o inseguridades antes y durante el viaje.

Sólo confía en ti, en tus posibilidades, en el mismo viaje, en las personas que conocerás. Concede el beneficio de la duda al mundo, a su gente, costumbres, países y religiones. Inténtalo al menos y viajar te enamorará.

 

6 comentarios en “¡Abandona ese miedo a viajar!

  • Hermoso post!!! Era verdad que esta muy lindo! Y se nota que se escribe desde el corazón! Expresa muy bien lo q todos sentimos en los primeros momentos… Buenísimo para que la gente se anime! Y el diseño de la pagina me encanta!! Mis cariños a los dos! (tranquilos q no se van a salvar de alguna crítica maliciosa….! Jejejej)

    • ¡Mil gracias Flor! Me marcaré como reto personal mantener el blog sin una crítica maliciosa tuya… 😉 (Aunque ya sabes, estoy a la espera de ella y aprenderé de lo que me comentes).

  • Y si, siempre está el miedo, pero en cuanto pones un pie en el mundo sabés que hiciste lo correcto y te lanzas a la aventura!! Tiene sus altos y bajos, por supuesto, pero lo que se gana es invaluable!. Salta y la red aparecerá!.
    Abrazos!!! Nati y Juli

    • ¡Claro que sí, chicos! ¿Qué sería de nosotros si nunca sintiéramos miedo? Es lógico sentirlo, pero como dice el sabio dicho: el que no arriesga, no gana. Así que a seguir arriesgando y disfrutándolo!

      ¡Un besote!

  • Muy buen post! Cuesta tomar la decisión de dejarlo todo y salir al mundo con una mochila a cuestas y un sinfín de incertidumbres y miedos.. pero, para mí, fue lo mejor que hice en la vida!! Quitarse miedos y a la aventura, me hizo crecer (todavía estoy creciendo y lo que me queda…) Felicidades chicos!

    • ¡Gracias por escribirnos, Farners! Dejar atrás familia, amigos e incluso rutinas siempre cuesta un poquito, incluso si ya te has marchado varias veces. Pero lo mejor de hacerlo, es que hace falta poquito tiempo para que veas que hiciste bien. A nosotros, viajar nos aporta tanta ilusión, felicidad y ganas de vivir que pronto ni nos acordamos de esos miedos que al principio nos frenaban.

      ¡Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shares