Llévame a Jordania: La mala experiencia con el mar Muerto

Jordania, ese pequeño país que nos ha dado tanto que hablar desde que vinimos de él. Bonito y feo, barato y caro, hospitalario y desagradable, nos pareció de todo…Desde luego no nos dejó indiferentes, pero la historia con el mar Muerto fue la que se llevó el premio y hoy quiero hablaros de ello. Vamos allá.

Dónde bañarse en el mar Muerto

La historia empezó con esta simple pregunta en nuestras cabezas. Si entras en Google a ver dónde bañarte en el mar Muerto, la mayoría de artículos hablan del mar Muerto por la parte de Israel. Y en las ocasiones en que se menciona el mar Muerto en Jordania, habla de tener que pagar para poder acceder a él.

Hasta donde yo sé, para poder acceder incluso a la playa pública del mar Muerto hay que pagar una «entrada» de 15 a 20 JOD (rondando los 20€), lo cual me parecía bastante caro para lo que yo iba a bañarme.

Entonces me puse a investigar y averigué que hay una zona del mar en la que se bañan los locales y el acceso era, por supuesto en este caso, gratuito. Ahora ya no había que acceder al mar a través de ningún complejo hotelero 🙂

Dónde es gratis bañarse en el mar Muerto

La zona se encuentra en el maps.me de Jordania como «fresh water waterfall» y verás que está muy cerca de las Ma’in hot springs y de Wadi Mujib. Allí mismo encontrarás una fila de puestos mercadilleros y un descampado en el que todos dejamos el coche de alquiler antes de nuestro baño en el mar Muerto.

Como esperábamos después de haber recorrido las carreteras de Jordania, aquello no estaba muy limpio de basura precisamente. La cuesta por la que bajas al agua está llena de plásticos sobre todo, pero una vez llegues al agua verás que en el mar no hay nada y que puedes bañarte perfectamente.

¿Qué tal la experiencia del mar Muerto en la zona gratuita?

Sabemos cómo son los países más conservadores y el tema bikini. Sé qué precauciones podría haber tenido tanto en Jordania como ya he tenido en otros países y, por eso mismo, llevaba ropa que poderme poner en caso de necesitar bañarme vestida a pesar de llevar puesto el bikini. Mi idea inicial era la de ver el ambiente y valorar si vestirme o bañarme solo con bikini, porque además iba a ser un entro, tonteo y salgo a secarme. Soy muy de secano 😀

4-dias-en-jordania-mar-muerto
El momentito que disfrutamos del mar Muerto

Sin embargo, la historia empezó a truncarse cuando en ese descampado en el que todos dejábamos el coche, nos encontramos ya a una madre e hija que acababan de ser intimidadas por unos chicos. Antes de bajar a la playa, nos acercamos a ellas, las conocimos y los cuatro decidimos que buscaríamos una zona sin mucha gente para poder bañarnos solos. Dimos con esa zona sin nadie en varios metros a la vista y decidimos bañarnos las 3 en bikini, pero antes de querer darnos cuenta comenzó el espectáculo.

En primer lugar se acercó una pareja de niños. Supusimos que tras la curiosidad de haber visto gente extranjera se irían y así fue. En cuestión de minutos, llegó otro grupo de gente. Enseguida escuchamos que eran españoles, muy majetes y nos pusimos a hablar con ellos.

Sin embargo, la cosa vino cuando nos dimos cuenta de que, sin que ellos se dieran cuenta, con ellos había venido otro hombre que ni conocían ni vimos en el momento. Aquel hombre empezó a evidenciar que no era un español más cuando vimos que no nos quitaba la mirada de encima y que estaba empalmado. Literalmente. A escasos dos metros de nosotros aquel hombre estaba teniendo la erección de su vida, mirándonos sin apartarse ni un poquito ni dejar de mirar.

Llegó un momento en que debió sentirse violento porque nos dimos cuenta todos y empezamos a comentar sobre quién era ese tío, qué hacía allí y tal. Todos salimos del agua y nos cubrimos con las toallas y él optó por irse a un apartado en el que poco después «le vimos acabar sus tareas».

La verdad es que nos rompió toda la magia que podía haber tenido el mar Muerto. Y él no fue el último en venir al show de las extranjeras en bikini.

Una vez este hombre se fue, se marcharon también los chicos españoles y al volver a quedarnos los 4 (Jaime, las dos alemanas y yo), no tardó en aparecer otro grupo de hombres a sentarse alrededor nuestra, sin decirnos nada, solo a observar el espectáculo.

¿Y por qué cuento todo esto?

Pues porque debo reconocer que, en resumen, visitar el mar Muerto no fue de lo mejor que me pasó en Jordania. Tampoco lo tomé como una anécdota horrible ni mucho menos, pero creo que estas historias deben encontrarse en internet para que con más datos tú te hagas tu propia idea de qué quieres hacer al visitarlo.

Espero haber aportado algo a los que aún no hayan pisado Jordania y, a los que ya lo han visitado, ¿has tenido una experiencia distinta? Cuéntamela abajo.

No olvides que tienes:
15 € de descuento en Booking
Excursión a Petra
Otros tours y desplazamientos por Jordania
Vuelos baratos a Jordania

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shares